post

4 ejercicios para una vida más sana

ejercicios para llevar una vida sana

Fortalecer los músculos es algo que deberíamos hacer todos. Y es que el ejercicio y la actividad física es algo que puede ayudarnos mucho a llevar una vida sana y dejar de lado el sedentarismo. Existen algunos ejercicios que no quitan tanto tiempo y que son muy sencillos de hacer. No necesitas implementos adicionales, sino que el propio peso de tu cuerpo. En este artículo conocerás cuatro ejercicios que puedes realizar y así mejorar tu condición física.

Estos ejercicios no producen dolores, por lo que si al practicarlos tienes molestias, lo más recomendable es que acudas a tu kinesiólogo. Eso sí, es normal que al comenzar sientas cierta debilidad, que puede ser normal, al no estar acostumbrado, pero si te ejercitas regularmente, entonces no tendrás problemas.

Diversos ejercicios que ayudarán a tu bienestar

  • El primero de los ejercicios parte en cuatro pies en el suelo. Luego se debe elevar el brazo y la pierna contrarios, mirando el suelo, ya que la cabeza debe seguir la misma línea de la columna y no debe doblarse o arquearse. En lo posible, el brazo debe alcanzar la altura de las orejas, aunque a muchas personas les cuesta hacer esto. El abdomen debe quedar contraído con la posición y la idea es aguantar por unos segundos e ir alternando. Lo ideal es comenzar por diez repeticiones por lado.

  • El segundo ejercicio consiste en acostarse boca arriba y comenzar por apretar el abdomen y después subir a la pelvis. Los glúteos deben estar contraídos para que esto tenga efecto. Se debe quedar arriba por algunos segundos y luego ir bajando lentamente hasta soltar el abdomen. Intenta hacer tres series con diez repeticiones por cada una.

  • Si buscas un ejercicio para fortalecer los músculos, entonces este es el indicado. Se debe comenzar en cuatro pies, después hundir el abdomen, arqueando de manera progresiva la columna, como un gato. Hay que intentar llevar el ombligo lo más adentro que se pueda. Hay que mantener esta postura por unos pocos segundos y repetirla diez veces.

  • El último de la rutina, es un poquito más intenso que los anteriores y es muy bueno para fortalecer abdomen y caderas. Hay que tomar una postura de lado, utilizando el codo como punto de apoyo. Las rodillas en tanto, deben permanecer flectadas. Con el abdomen en contracción y manteniendo una buena alineación de la columna debes subir la pelvis y mantenerte unos segundos así, completando dos series de cinco repeticiones por lado.